Logos-gubernamentales-banda-web

 


Ambiente

 

 

 La contaminación, la construcción expansiva y la dictadura del carro son factores que explican por qué buena parte de los caraqueños vive de espaldas a la naturaleza o muchas veces en contra de ella. El resultado de esta forma de vida, profundamente arraigada en el modelo ecodepredador, es la degradación de los suelos, la desertificación de parques, los consecuentes deslaves en épocas de lluvia y, en definitiva, la alarmante exterminación de la vida vegetal y animal, tan frágil como necesaria para la sostenibilidad de la ciudad. La prioridad fue crear un anillo protector de la cuenca de La Rinconada, que por sus amplias dimensiones es el auténtico pulmón vegetal del suroeste de la ciudad y custodio natural del embalse La Mariposa, la reserva de agua más importante que tiene la capital. El proyecto del parque implica numerosas acciones para revertir las malas políticas y la desidia que dominó por más de 40 años. La primera de esas acciones será la protección y reforestación de la montaña, del ecotono y de la parte baja del parque (hoy dominada por el asfalto y el cemento) con especies autóctonas, como el samán, el apamate y el bucare. El Parque Hugo Chávez será un auténtico semillero de experiencias, sensaciones y conocimientos necesarios para la construcción de la sociedad equilibrada y sostenible a la que aspiramos en el siglo XXI.

 

 

Mirador Felipe Acosta

El Proyecto Mirador Felipe Acosta está emplazado dentro de la poligonal del Parque Hugo Chávez específicamente dentro del área denominada “Área Protegida de la montaña”. Debido a esto el Proyecto se rige por los objetivos establecidos por la Fundación Parque Hugo Chávez (Eje Ambiente) y el Plan Especial La Rinconada para dicha área.
 
El objetivo general para el Área Protegida de la montaña es: “Regenerar y preservar el ecosistema de montaña.” Esto quiere decir que los proyectos ubicados dentro de ésta área deben realizarse con extremo cuidado y atención al ambiente natural, tratando de reducir al máximo el impacto ambiental que puedan causar y buscando en lo posible colaborar a la regeneración de la flora y la fauna del entorno.
 
Este proyecto, se ubica a la altura del Km. 7 de la Carretera Panamericana, en un recodo de la vía principal de la urbanización Felipe Acosta. El terreno es el resultado del corte realizado para la construcción de la vía principal que sirve a este urbanismo de 760 viviendas construido por el Ministerio del Poder Popular del Ambiente en el año 2011.
 
El proyecto del Mirador Felipe Acosta Carles forma parte del proyecto del Parque Comunal Las Mayas El Bosque, el cual está comprendido entre la Carretera Panamericana y el acceso a Las Mayas y el Bosque. El primer eje de actuación del Parque lineal contempla tres proyectos; ubicados de oeste a este de la siguiente forma: en primer lugar, El proyecto de las edificaciones de servicios y el acceso a la red de senderos peatonales y de bicicletas del Parque Hugo Chávez, seguidamente el proyecto del paseo peatonal y de servicios comerciales para la comunidad que alcanza al Mirador Felipe Acosta Carles para luego cruzar a la acera sur y finalizar en la redoma central de la urbanización. Este proyecto se encuentra:
 
 
 

plano mirador

 

 

 

 

 

Geometriadelapropuesta

 VISTA DEL TERRENO

1

 

 

2

                                      

Jardín de los Primeros Pasos

El parque de los primeros pasos es la primera intervención del conjunto del parque Hugo Chávez en la zona de la Rinconada.
 
El planteamiento general del parque responde a los criterios generales definidos en el Plan Maestro y anteproyecto de la Estación Intermodal y parques, y cumple con las necesidades inmediatas de funcionamiento y uso, así como incluyendo las necesidades futuras en el eje del conocimiento y deportivo.
 
La primera fase del parque que ocupa 55.000m2, incluye el actual aparcamiento en el entorno del INH, desde la salida de la escuela hasta las pérgolas de hormigón existentes, pasando por el muro del Hipódromo y hasta la calle existente por el sur.
 
El estado actual es una gran explanada de asfalto que tiene como uso principal el aparcamiento así como otros usos como almacenamiento de material, zona de prácticas de conducción, de juego y deportes variados, de estancia en el entorno más próximo al edificio del Hipódromo, o de paso hacia el metro desde el Museo Alejandro Otero o la escuela de Planificación.
 
La idea general del parque es que sea una gran zona multifuncional arropada por una cubierta de árboles que le de sombra y permita cualquier tipo de actividad.
 
Es por esta razón que el parque incluye un nuevo aparcamiento ya que se pretende que cualquier actividad sea la cual sea, ocurra bajo este bosque urbano. Este aparcamiento de un máximo de 400 plazas cumplirá con las funciones descritas en el plan: atender las necesidades diarias del INH y del barrio de las Mayas, y a la vez ser una de las bolsas de estacionamiento en los momentos puntuales de grandes eventos en el Poliedro, Hipódromo, estadio de béisbol o estadio de futbol.
 

Viveros

En la zona de las comunidades situadas dentro del Parque Hugo Chávez en el eje Las Mayas, el Bosque y Felipe Acosta se encuentran en total 8 viveros; estos fueron creados en el año 2.005 por la Misión Árbol como parte del proyecto de reforestación para reparar el daño ecológico ocurrido en los terrenos de la zona consecuencia de la construcción improvisada de viviendas. El objetivo era producir plantas forestales para las actividades que coordinaría Misión árbol, como en efecto así se cumplió. Algunos miembros de la comunidad se incorporaron de buen grado a esta iniciativa.
 
La Fundación Parque Hugo Chávez inicia contactos con algunos de los viveros y propone su integración al proceso de construcción del parque mediante tareas de producción de plantas, compost y el mantenimiento de los jardines y en los programas de reforestación de los bosques que lo rodean convirtiéndose al mismo tempo en una actividad productiva comunal.
 
Durante el primer trimestre del año 2015 las organizaciones de los comuneros se organizaron como EPS con el nombre de Los Guerreros del Bosque con la finalidad de seguir de forma económicamente rentable con estas actividades.
 
La Fundación propone la creación de una red de viveros que, además de proveer de plantas y servicios al propio parque, sirva como atractivo en sí mismo a los visitantes. Para este fin se realizó un proyecto de MEJORA DE LOS VIVEROS DEL PARQUE HUGO CHAVEZ a cargo del Dr. Prudencio Chacón, biólogo y especialista en el área de producción agrícola. El proyecto tuvo una duración de 6 meses tiempo en el que se realizó un diagnóstico de las condiciones generales, un plan de formación para los productores y una propuesta de mejora de las condiciones físicas de las instalaciones.